15 de diciembre de 2019
ÚLTIMAS NOTICIAS:
 776x221
Vídeos

La princesa Mako honra la memoria de los japoneses fallecidos en Bolivia

BOLIVIA JAPÓN

Okinawa I (Bolivia), 19 jul (EFE).- La princesa Mako de Japón honró este viernes la memoria de sus compatriotas inmigrantes que fallecieron en Bolivia, ante un memorial erigido en la colonia Okinawa I, una de las más importantes en el este del país.

Vestida de verde claro, Mako de Akishino llegó hasta la Asociación Boliviana Japonesa de Okinawa, unos 80 kilómetros al noreste de la ciudad de Santa Cruz, para colocar una ofrenda floral ante el monumento en memoria de los inmigrantes fallecidos.

La joven princesa, de 28 años, recorrió después el Museo Histórico Okinawa Bolivia, que alberga fotografías, objetos y memorias de los primeros inmigrantes que llegaron al oriente boliviano desde la isla japonesa de Okinawa hace casi 65 años.

Al salir del museo le aguardaban varios residentes, sobre todo niños y ancianos, con banderas bolivianas y niponas para saludarle.

En las afueras de la asociación también había decenas de personas que intentaban ver y saludar desde lejos a la princesa, quien les respondió el saludo muy escuetamente.

Mako se dirigió después a un jardín de la asociación para plantar un árbol y luego compartió un almuerzo típico japonés, preparado por las residentes de la colonia.

Su alteza imperial cerró con su visita a Okinawa I sus actos durante este semana en Bolivia, a donde llegó el pasado lunes procedente de Perú, en una gira con motivo del 120 aniversario de la inmigración japonesa a ambos países.

La hija mayor de Fumihito, hermano del emperador Naruhito y heredero de Japón, estuvo primero en La Paz, donde fue recibida por el presidente boliviano, Evo Morales, y autoridades locales.

El miércoles encabezó en Santa Cruz el acto central por el centésimo vigésimo aniversario de la llegada de los primeros japoneses a Bolivia, en el que resaltó el puente entre ambos países tendido por los inmigrantes.

Las primeras migraciones japonesas a Bolivia datan de 1899, cuando 91 nipones se trasladaron desde Perú, donde habían llegado ante la necesidad de mano de obra, a Bolivia para dedicarse a la extracción de caucho.

La mayor oleada de inmigración la propició a partir de 1953 un decreto del entonces presidente boliviano Víctor Paz Estenssoro, dando lugar a colonias sobre todo en Santa Cruz, actualmente la región más próspera del país.

Una de las principales colonias niponas en Santa Cruz es Okinawa I, cuyos primeros habitantes viajaron en 1954 desde el puerto japonés de Naha en buques que atravesaron el Índico y el Atlántico hasta el puerto brasileño de Santos, para continuar el viaje en tren hacia Bolivia.

Tras las penalidades que les obligaron a cambiar dos veces de emplazamiento, como enfermedades, sequías e inundaciones, fundaron Okinawa I, abriendo camino a sus carretones con hachas en la selva.

Hoy esta colonia, que acoge a unos 300 japoneses y 600 descendientes suyos, destaca por su vocación agricultora y es considerada la capital triguera de Bolivia.

En la actualidad, en toda Bolivia viven unos 3.000 japoneses y 11.000 descendientes suyos.

Mako abandonará Bolivia este sábado y está previsto que llegue a Tokio dos días después.

Esta visita es la primera a Bolivia de la casa imperial japonesa desde la que realizaron los príncipes Hitachi en 2009.

Ampliar texto
  • Ningún comentario presente
500 caracteres disponibles
Para evitar spam, por favor resuelva este simple problema matematico e ingrese el resultado (pinche en la imagen para recargarla).

Normas de comentarios
www.elexpresso.com no se hace responsable de las ideas expresadas por los autores de los comentarios y se reserva el derecho a eliminar aquellos contenidos que:
  • resulten ofensivos y/o discriminatorios
  • que tengan como fin promover el boicot contra personas, productos empresas o instituciones
  • que atenten contra el derecho a la intimidad, al honor y/o a la propia imagen o nombre
  • aquellos que busquen fines comerciales y/o publicitarios
Más vídeos